InicioIngeniería IndustrialEtapas de la planeación operativa ¿Cómo aplicarlo?

Etapas de la planeación operativa ¿Cómo aplicarlo?

Para todo tipo de organización, instituir la planeación operativa y satisfacer todas las etapas de la planeación es a día de hoy, es una necesidad perentoria.

Para todo tipo de organización, instituir la planeación operativa y satisfacer todas las etapas de la planeación es a día de hoy, es una necesidad perentoria. Todo emprendedor tiene en mente los propósitos del trabajo de planeación, sabe bien que está dirigido a la consecución de los más altos estándares de eficiencia. Tiene bien claro que de lo que se trata es de optimizar la totalidad del proceso productivo y hacerlo lo más efectivo posible.

La planeación operativa representa un trabajo bastante arduo de organización, coordinación, supervisión y control de las operaciones de manufactura que se desarrollan en una empresa. Esto demanda de sus líderes un cuidado y atención extrema al cumplimiento de todas y cada una de las exigencias que esta actividad reclama. Todos saben que sus beneficios redundan en la consolidación del negocio e incluso en una altamente deseable fase de crecimiento interno y hacia el exterior.

Un profesional de la Ingeniería Industrial está habilitado para la activación y vigilancia de todo el proceso de la planeación operativa en el seno de una empresa. Los profesionales egresados de la Universidad de San Sebastián se encuentran perfectamente preparados para cumplir con este cometido con seguridad y efectividad. Ellos cuentan con las habilidades y experticias que se requieren para satisfacer con total rigurosidad las exigencias que la planeación operativa impone.

¿A qué se hacen referencia las etapas de la planeación operativa?

La planeación operativa y las etapas de la planeación son actividades que se asumen por la necesidad de hacer más eficientes las operaciones de la producción. Estas etapas están enfocadas en la tarea de satisfacer cada una de las peculiaridades que tiene el proceso productivo visto como una actividad integral. En simultáneo, deben considerarse otros elementos que tienen una dimensión totalmente diferente y que actúan en el ámbito de las proyecciones de la empresa.

Esos elementos que operan en el espacio exterior de las organizaciones incluyen asuntos como las expectativas que tienen los usuarios respecto de tus productos o servicios. Por otro lado, se hace necesario tomar en cuenta la normativa legal que imponen las instituciones de gobierno. Las  etapas de la planeación operativa hablan de la actualización de los esquemas de planificación estratégica y operativa. Al mismo tiempo, enfocan su actuación hacia la mejoría sustancial de los procesos productivos, se trata de hacerlos, sencillamente, más efectivos.

Etapas de la planeación operativa

La planeación operativa para poder ser efectiva requiere del cumplimiento de una serie básica de etapas de la planeación. Impone además, que estas etapas respondan adecuadamente a la necesidad de introducir una mejoría sustancial en el desarrollo de las operaciones de tu empresa. 

En primer lugar se trata de comprender cabalmente los objetivos que se busca alcanzar:

  • Identificación, estudio y comprensión de los propósitos: esta labor implica que el referente clave para el logro de las metas está en la claridad con la que se manejen los objetivos de la organización. Al mismo tiempo, debe considerar cualquier situación adicional que se plantee y que sea posterior a la solución de cualquier clase de problemas.
  • Estudio de las relaciones posibles entre medios y fines: se trata de conseguir un equilibrio claro y una vinculación directa entre los objetivos que se persiguen y los medios que habrá que emplear para alcanzarlos.
  • Levantamiento de un cronograma gráfico de actividades: se trata de plasmar en un gráfico la secuencia y vinculación entre los propósitos, los medios de conseguirlos y los lapsos para hacerlo.

En segundo lugar, se impone hacer un uso racional del tiempo:

  • El manejo de los tiempos es fundamental: suele decirse que el tiempo es oro y esto parece ser sumamente relevante en relación con las actividades productivas. El tiempo que se pierde es casi irrecuperable. La eficiencia en la creación de bienes impone un uso adecuado de este factor.
  • Es necesario identificar cuáles son las prioridades: hace falta ordenar los procesos en función de los objetivos o intereses de producción que tengan carácter primordial.
  • Identificación de los procedimientos más expeditos: se trata de agilizar el logro de las metas preestablecidas. Para lograr este propósito, hace falta determinar cuáles serían los modos de operar para alcanzar esos objetivos en el menor tiempo y la mayor efectividad posible.

Aspectos adicionales que se hace necesario considerar

La eficiencia en la satisfacción de las demandas planteadas por las diferentes etapas de la planeación, obligan a considerar algunos temas adicionales:

  • La organización del uso de los recursos: alcanzar los objetivos trazados significa utilizar recursos de diversa índole para poder cumplir con este propósito. Al respecto, se impone identificar cuáles son los recursos que se necesitan así como sus cantidades y los gastos que su adquisición implica hacer.
  • Análisis de los riesgos a afrontar: es también importante hacer una evaluación objetiva de los elementos de carácter negativo que pudiesen afectar el logro de las metas y objetivos. Alcanzarlos implica también tomar en cuenta los peligros que se corren a todo lo largo de las etapas de la planeación.
  • Implantación de mecanismos de control: todo trabajo de manufactura y producción obedece a planes concretos que es necesario coordinar, vigilar, supervisar y controlar en su ejecución. La finalidad de esta tarea es evitar las pérdidas (financieras o de tiempo), así como el derroche de recursos, bien sea energéticos, materiales o humanos.

Aplicación del conjunto de etapas de la planeación

El trabajo de la aplicación de los términos de las etapas de la planeación requiere de un personal altamente capacitado para velar por su cumplimiento. Se hace necesaria una vigilancia y supervisión constante del proceso, puesto que su planificación y estructuración ha demandado de sus autores mucho tiempo y esfuerzos.

Una persona especializada en esta clase de trabajos es el profesional de la Ingeniería Industrial. Este personaje ha alcanzado la preparación necesaria, no solo para diseñar el conjunto de estas etapas de la planeación, sino además para hacerlas realidad. La Universidad de San Sebastián es un centro excelente centro educativo que ha sabido formar a los mejores profesionales del área.

¡Comparte este artículo!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

11 − 10 =

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.