InicioIngeniería Industrial¿Qué cualidades se necesitan para ser ingeniero industrial?

¿Qué cualidades se necesitan para ser ingeniero industrial?

La ingeniería industrial es uno de los trabajos más flexibles y creativos del mundo. Es una ciencia aplicada que se centra en la mejora de la productividad, la calidad, la seguridad y la eficiencia mediante el uso de la tecnología y el enfoque sistemático. Los ingenieros industriales trabajan en una gran variedad de sectores, como la industria manufacturera, la sanidad, el procesamiento de alimentos y el transporte, entre otros.

¿Qué es la ingeniería industrial?

La ingeniería industrial se ocupa del diseño de sistemas, procesos y dispositivos para mejorar la eficacia, la calidad y la rentabilidad. Los ingenieros industriales se ocupan de desmontar un proceso o sistema y analizarlo para hacerlo más eficaz. En algunos casos, también se les puede pedir que desarrollen nuevos productos o identifiquen formas de mejorar los existentes.

Los ingenieros industriales colaboran estrechamente con los ingenieros de fabricación y los directores de producción en un esfuerzo por mejorar los procesos utilizados en las plantas industriales u otros tipos de empresas. La ingeniería industrial es un campo multidisciplinar que se nutre de elementos de muchas otras disciplinas como la ingeniería mecánica, la ingeniería eléctrica, la informática y la administración de empresas.

Abarca actividades como el diseño de maquinaria automatizada para la producción en masa; la optimización de las cadenas de montaje para que los productos puedan construirse más rápidamente a menor coste; la reducción de las lesiones en el lugar de trabajo mediante el diseño ergonómico (por ejemplo, trasladando las tareas físicas repetitivas fuera de las fábricas a las oficinas).

La gestión de los niveles de inventario para garantizar que los bienes estén siempre disponibles cuando se necesiten; el desarrollo de formas para que los salarios de los trabajadores se calculen con precisión en función de sus niveles de rendimiento y no sólo de sus niveles de antigüedad

El malentendido

Cuando alguien dice que la ingeniería industrial es fácil, probablemente se refiera al hecho de que este campo está creciendo. Debido a este crecimiento, hay más oportunidades que nunca para los ingenieros industriales. Sin embargo, es probable que no se refieran a lo difícil o gratificante que puede ser.

Para convertirse en ingeniero industrial, necesitará una licenciatura en el campo y luego obtener su certificación profesional a través de una de varias organizaciones como ASQ o IIE-USA. Esto te permitirá trabajar como ingeniero en una empresa en la que tus habilidades te serán útiles tanto para diseñar nuevos productos como para mejorar los existentes de manera que sean más eficientes o rentables para los consumidores/clientes/empleados (¡o las tres cosas!).

Los ingenieros industriales trabajan en diversas industrias, como la automovilística, la aeroespacial y la manufacturera. Utilizan sus conocimientos para analizar los procesos y encontrar formas de hacerlos más eficientes. Un ejemplo es utilizar el análisis estadístico para determinar cuántas piezas hay que fabricar para que no haya exceso de residuos pero tampoco escasez de inventario.

Además, los ingenieros industriales pueden asumir el papel de ingenieros de control de calidad inspeccionando los productos antes de que se envíen o se instalen en el lugar del cliente.

Ser creativo en el trabajo

La creatividad es una habilidad que puede aprenderse. El proceso creativo es importante en el campo de la ingeniería industrial porque ayuda a crear ideas y soluciones que no se podrían haber pensado antes.

Para entender cómo funciona el proceso creativo, veamos primero tres etapas: preparación, incubación e iluminación. La etapa de preparación consiste en aportar ideas para resolver un problema recopilando información de diferentes fuentes o técnicas (por ejemplo, la lluvia de ideas).

La etapa de incubación requiere que pienses en el problema durante un tiempo antes de volver a revisar tus notas y tratar de encontrar soluciones basadas en lo que ya se ha hecho hasta ahora. Por último, la iluminación consiste en establecer conexiones entre las ideas para que conduzcan a las soluciones sin tener demasiada dificultad para hacerlo (por ejemplo, elaborando diagramas).

El proceso creativo es una habilidad que puede aprenderse. El proceso creativo es importante en el campo de la ingeniería industrial porque ayuda a crear ideas y soluciones que no se podrían haber pensado antes. Para entender cómo funciona el proceso creativo, veamos primero tres etapas: preparación, incubación e iluminación.

Aprender muchas cosas nuevas

El trabajo de un ingeniero industrial consiste en aprender cosas nuevas. Es importante que aprendas de los demás y de tus propios errores. También es importante que aprendas de tus éxitos. Lo descubrirás cuando empieces a trabajar en este campo, pero es algo que se puede aprender en cualquier momento de tu carrera (y mucho después).

La mayoría de la gente tiene miedo de aprender de sus errores. Piensan que es una prueba de fracaso, pero esto no es cierto. Cuando aprendes de tus errores, te conviertes en un mejor ingeniero y en una mejor persona.

La libertad en el campo

Como ingeniero industrial, puede elegir entre una amplia gama de oportunidades profesionales. Tanto si quieres trabajar en una empresa de fabricación como si quieres crear tu propio negocio, la ingeniería industrial te ofrece la flexibilidad y la libertad necesarias para seguir esta trayectoria profesional.

Los ingenieros industriales tienen la libertad de resolver problemas de diferentes maneras. Mientras que algunas personas pueden intentar resolver un problema consiguiendo más empleados o gastando más dinero en equipos, un ingeniero industrial puede decidir que hay otra forma que no requiere recursos adicionales.

Son capaces de utilizar su creatividad y su capacidad para resolver problemas mientras toman decisiones que beneficien a su empleador y les proporcionen una experiencia laboral satisfactoria. Los ingenieros industriales trabajan en una gran variedad de sectores y con distintos tipos de empresas. Pueden trabajar en la industria manufacturera, el transporte y la logística, la sanidad, los organismos públicos y otros sectores.

Sus funciones varían en función del sector en el que decidan trabajar. Por ejemplo, si decide seguir la carrera de ingeniero industrial en una empresa de fabricación,

La ingeniería industrial no es fácil, pero te da mucha flexibilidad.

La ingeniería industrial no es fácil. También puede ser creativa, divertida y desafiante, pero definitivamente no es fácil. Si quieres hacer algo que sea creativo, divertido y desafiante, pero que no requiera mucho trabajo escolar o de otro tipo, puede que la ingeniería industrial no sea el campo adecuado para ti.

Sin embargo, si te gusta trabajar duro para resolver problemas y hacer cosas que son a la vez desafiantes y gratificantes (¡y todavía tienes tiempo para los amigos!), entonces la ingeniería industrial podría ser definitivamente una buena opción. La ingeniería industrial es un campo muy creativo. También es muy desafiante, pero en el buen sentido.

Los retos suelen ser divertidos de resolver y pueden aplicarse a muchos ámbitos diferentes de la vida. En conclusión, podemos decir que la ingeniería industrial no es fácil. De hecho, es uno de los campos más difíciles para trabajar. Sin embargo, esto no significa que no merezca la pena seguir una carrera. Con la formación y la dedicación adecuadas, cualquiera puede llegar a ser bueno en ella.

¡Comparte este artículo!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

4 × 3 =

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.