InicioIngeniería Industrial¿Cuáles son los tipos de toma de decisiones?

¿Cuáles son los tipos de toma de decisiones?

Dentro de las empresas, los tipos de toma de decisiones son esenciales para el porvenir y para lograr con efectividad el cumplimiento de los objetivos.

Dentro de las empresas, los tipos de toma de decisiones son esenciales para el porvenir y para lograr con efectividad el cumplimiento de los objetivos. Tratándose de un proceso mediante el cual la dirección empresarial, a través de las diferentes posibilidades propuestas, posee la alternativa de elegir una directriz a seguir. Con el fin de solucionar un determinado problema o situación de riesgo. 

Estos problemas pudiesen llegar a afectar directamente el propósito de la empresa e incluso llevarla a un rotundo fracaso. Teniendo en cuenta todas las áreas que son parte y hacen vida dentro de las empresas. Así que disponer de esta variedad de alternativas para elegir es imprescindible para el éxito de la empresa. 

Para poder aplicar este tipo de técnicas que se pueden integrar dentro de la planificación empresarial es necesario contar con profesionales calificados. Los cuales podrían formarse en la Universidad de San Sebastián al cursar la carrera de Ingeniería Industrial, debido a que estos contenidos son parte del programa formativo que promociona. 

Variedad de tipologías para la toma de decisiones

Es de aclarar que el entorno empresarial en la actualidad es uno de los más cambiantes, por lo que los tipos de toma de decisiones son imprescindibles. Como técnica que permite el desarrollo óptimo de las actividades que son parte de los procedimientos productivos. Asimismo, la toma de decisiones debe tratarse de una actividad flexible sin que descuide el enfoque al cual se dirige la empresa. 

Al mismo tiempo, la toma de decisiones al día de hoy debe estar dispuesta para que encaje en las normativas legales que rigen en el entorno empresarial. Por lo que la tipología de la toma de decisiones debe estar en función de las condiciones de la organización. En donde las alternativas seleccionadas sean conformes a las necesidades y las prioridades como organización maneja. 

Algunos de los tipos de toma de decisiones son: 

Decisiones de la dirección empresarial

Son las decisiones o alternativas que son tomadas por el grupo que representa la dirección empresarial. Ya sea lo que se conoce como Gerente o propietario. En las pequeñas y medianas empresas el proceso que aplica es el señalado, a diferencia de las grandes empresas que suelen delegar este tipo de labor, a cada una de las estructuras establecidas en la organización. Por tanto, son estos los que darán las respuestas ante las situaciones de riesgo que pudiesen llegar a presentarse. Mediante métodos de análisis y planificación concertados. 

Decisiones estratégicas

Se trata de la preparación que acciona la empresa ante las situaciones futuras, en donde las decisiones que se consideran deben aplicarse con el objetivo de obtener los resultados en un mediano y largo plazo. Son decisiones que, de igual manera, se llevan a cabo por la dirección empresarial, tomando en consideración los riesgos que pudiesen presentarse. 

Un claro ejemplo de lo que concierne a las decisiones estratégicas son la planificación financiera, las políticas de retribución y la salida a los mercados internacionales. 

Decisiones propias o individuales

Estos tipos de toma de decisiones se basa en las alternativas que siguen los empleados dentro de las empresas, en sus trabajos habituales. Es relevante que se mantenga el control sobre las decisiones que se toman y se deben aplicar. Sin embargo, en muchos casos las decisiones individuales por parte de los trabajadores representan un gran valor y pueden conllevar consecuencias económicas que signifiquen una gran ganancia. Así como, en algunos casos pudiesen generar pérdidas. 

Decisiones operativas

Se trata de las decisiones que son tomadas dentro de las gestiones que se llevan a cabo en el día a día de la organización. Aplicando por el éxito de los objetivos o metas que se ha de plantear la empresa en el mediano y corto plazo. Son decisiones que los trabajadores pueden llegar a tomar de manera individual o ejercida por las diferentes estructuras que componen a la organización. 

Un ejemplo de estos tipos de toma de decisiones son las que lleva a cabo los trabajadores con respecto a las normas que se establecen para proteger los datos. Asimismo, la selección de los proveedores o el control que se genera en la actividad de cobro y pagos. 

Decisiones de rutina o bajo programación

Las decisiones que se basan en este perfil se trata de las que son ejecutadas en la rutina diaria, es decir, son decisiones que se toman habitualmente y que cumplen con un procedimiento ya establecido por la misma organización. Es lo que corresponde también a las decisiones operativas. 

Decisiones en cuanto a los riesgos

Estos tipos de toma de decisiones corresponden a las opciones que se encuentran según los riesgos o las situaciones excepcionales. Podría decirse que son las situaciones problemáticas que cualquier empresa puede llegar a enfrentar y que implican una consecuencia nefasta para las condiciones de esta. 

Es importante tener en cuenta que así como existen diferentes tipos de decisiones, de la misma manera existe un proceso bajo el cual se efectúa y es de relevancia conocer para poder aplicar e introducir en el plan propuesto. 

Proceso que debe aplicarse para la toma de decisiones

Para los tipos de tomas de decisiones es importante poder integrar ciertos criterios para el proceso que debe aplicarse y que el mismo sea efectivo: 

  • Debe analizarse toda la situación por completo para poder percibir cuáles son las situaciones problemáticas o de riesgo que pudiesen llegar a presentarse. Analizando todas las condiciones que son parte del entorno empresarial, así como, el contexto bajo el cual se encuentra. 
  • Es necesario identificar las alternativas existentes y de esta manera buscar las mejores soluciones. Escuchando y comunicando todas las inquietudes. 
  • Logrará analizar todas las posibilidades planteadas, teniendo sumo cuidado en las fortalezas o debilidades existentes. 
  • Considerar cuál es el impacto que puede tener algunas de las alternativas expuestas, estudiando cuál de las mismas puede llegar a cumplir con los objetivos sin dejar de lado las condiciones de la organización. Ya sea, el coste económico o lo difícil que sea integrar los nuevos procesos. 
  • Establecer cuáles son los criterios que se definirán para los tipos de toma de decisiones. Optando por el momento más idóneo y las metodologías a emplear, considerando las diferentes opciones. 
  • Tomar en cuenta las decisiones individuales, sobre todo cuando estas se encuentran basadas en la experiencia. 
  • De igual manera, poseer el criterio necesario bajo el cual se argumentan y se elegirá la opción posible. Teniendo en cuenta quien interviene en todo el proceso. 
  • Integración de modelos analíticos en los que se haga un estudio minucioso de los datos. Que pueden llegar a prever cuáles serán los resultados que se obtendrán y además cómo pueden llegar a brindar una solución confiable. 
  • Es posible acceder a un asesoramiento externo, teniendo en cuenta que algunos problemas pudiesen estar fuera de su alcance, ya sea por falta de información o inexperiencia. Así que un profesional especializado nunca estará de más. 
  • Selecciona la mejor alternativa, considerando todos los planteamientos. 
  • Incorporación de las decisiones tomadas, comunicando y estableciendo cuáles son los parámetros a seguir. 
  • Controlar y evaluar los resultados obtenidos, al haber integrado los procesos necesarios para hacer efecto las diferentes alternativas. Esto da la información necesaria con respecto a si el proceso es efectivo o si se debe corregir algo. 

Finalmente, luego de aplicar todos estos pasos para integrar el proceso en los tipos de toma de decisiones. Es importante tener en cuenta si las condiciones de la empresa han mejorado o si el problema persiste. Siendo el principal objetivo de la gerencia el éxito de la empresa.  Los profesionales de la Ingeniería Industrial cuentan con la capacitación para ello. Sobre todo sí han de contar con el soporte y la enseñanza de la Universidad de San Sebastián.

¡Comparte este artículo!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

cuatro × dos =

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.